on 2 abril, 2011 by noaven in Economía, Interés General, Regionales, Salta, Comments (2)

Sigue escalando el precio de la carne: el lomo superó los $50

Los comerciantes dedicados a la venta de carne, expresaron que por la caída del consumo producida por los constantes aumentos de la carne, cerca de 200 carnicerías cerraron en la provincia. Según estiman, en los últimos meses las ventas se redujeron en un 36%. La ciudadanos eligen cambiar sus formas de alimentación. 

Cincuenta pesos son necesarios para comprar un kilo de lomo en varios comercios de la capital salteña. Aunque parezca irrisorio, pagar por un kilo y medio de ese corte vacuno equivale a cumplir con una cuota mensual de un televisor LCD en el país de la carne. Los precios siguen en una escalera que afecta la mesa de los salteños y perjudica a cientos de carniceros.

El lomo, uno de los cortes más caros, varía en las carnicerías: se lo consigue a $44, $47, $51 y $54, según un relevamiento realizado en distintas zonas de la ciudad. En el local donde se encontró el precio más alto, el carnicero indicó “que subió hace cuatro días, antes costaba $51”(el alza fue del 5%). El propietario del local con el precio más bajo comentó, por su parte, que el último incremento se dio hace dos semanas: el lomo pasó de $41 a $44, lo que significa una modificación del 7%.

Los comerciantes comentaron que en las últimas semanas continuaron las subas, sobre todo en los cortes blandos. “El argentino está acostumbrado a comer buena carne. Era común comprar o comer lomo”, se lamentó una vecina tras adquirir medio kilo de ese variedad, preocupada porque los precios parecen no tener límites.

Los consumidores salteños fueron testigos de cómo en dos años el alimento se alejó de la dieta cotidiana. Es que algunos cortes casi triplicaron su costo. Un kilo de vacío a mediado de 2009 costaba $12 o $14 y ahora se necesitan $36. Dardo Romano, presidente Cámara de Comercializadores de la Carne de Salta, indicó que el consumo disminuyó un 35% desde que empezó la fuerte suba, en 2009.

La inflación, minimizada por el Gobierno nacional, despierta enojos entre las personas al momento de las compras. Algunos comerciantes dijeron que las ventas, en esta primera parte del año, tuvieron un leve repunte en comparación al mismo período del 2010; en cambio, otros manifestaron que la situación sigue oscura. Un factor común: temen que la escalada siga en 2011.

“En esta última parte, los cortes que más subieron de precio fueron los blandos especiales”, expuso un carnicero de la zona oeste, quien mira el escenario con pesimismo.

La bolo de lomo es una opción más que favorita para preparar milanesas de carne vacuna. En los puntos de venta, ese corte oscila entre $38 y $43. En el mercado salteño también aparecen notables diferencias: la tapa de asado se vende entre $22 y $34.

Carnicerías cerradas

Romano califica como preocupante el mercado de la carne. Es que el impacto negativo en el consumo le quitó rentabilidad y la fuente de trabajo a más de una familia. “Estimanos que en 2010 cerca de 200 carnicerías cerraron en la provincia”, afirmó el dirigente con preocupación.

Sobre las aumentos de precios explicó que desde el mercado de Liniers, que es formador de precios, hasta los comercios salteños la variación tarda en aplicarse una semana aproximadamente. Aclaró que no hay uniformidad en los aumentos: cada carnicería puede actualizar los valores en diferentes días.

 

Tags: , , ,

2 comentarios

  1. best backpacks

    25 abril, 2011 @ 12:33

    Whoah this blog is excellent i really like reading your articles. Keep up the great paintings! You recognize, lots of individuals are searching around for this information, you can help them greatly.

  2. drudge report

    4 mayo, 2011 @ 23:38

    What necessary words… super, a remarkable idea.

Deja un comentario

XHTML: Allowed tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>